Criterios de Inversión

portada6Hola compañeros, hoy voy a dedicar un pequeño espacio para unificar criterios de cómo voy a analizar y observar las empresas de las que hablaré a partir de este momento. Ya llevo unos cuantos articulitos publicados y ya va siendo hora de unificar un poco el sistema, así como de tratar de poner unos cuantos puntos en común para que todo el que lo desee pueda llevar una pauta de las empresas de las que hablamos.

Como siempre he dicho, yo soy un inversor al que le gusta dar importancia a otras cosas poco comunes entre los inversores tan agresivos, volátiles y acelerados de hoy en día. Una de ellas es la calidad de las personas que forman y dirigen la empresa y que no siempre es fácil de evaluar. Sobre todo cuando se trata de empresas que trabajan en el extranjero y que no conoces, en este entorno esto se vuelve mucho más difícil. Pero muchas veces en las presentaciones a los inversores o los resultados se pueden ver pequeños detalles que nos pueden dar pistas. Yo trataré de encontrarlos. No siempre es fácil y muchas veces te puedes encontrar con engaños, pero en general son cosas que por un lado o por el otro salen. Yo siempre trataré de buscar y de encontrar. 

Un tema importante son los dividendos. No hay nada más que leer el nombre de la web. El dividendo tiene un papel fundamental y central a la hora de seleccionar las empresas que voy a analizar y en las que puedo llegar a invertir. Al fin al cabo las empresas se crean para ganar dinero y ese dinero se reparte en forma de dividendos, con lo cual podríamos decir que el dividendo es la consecuencia de la  creación de una empresa. Sí que es cierto que ese dinero se puede reinvertir para crecer y de esta forma, la fiscalidad es mucho mejor. Todo esto está muy bien cuando los accionistas no necesitan dinero, cosa que no siempre sucede. De forma que considero una obligación por parte de la empresa repartir una parte de los beneficios entre los accionistas, así como tener una política clara , duradera y sostenible en esta materia. Creo que hay un término medio en el que nos podemos sentir todos muy contentos. Creo que un reparto de entre el 30% 70% está muy bien y es válido, dependiendo claro, de las posibilidades de inversión de la empresa. Si por circunstancias no hay forma de sacar un rendimiento a ese dinero, pues lo mejor será eliminar deuda o repartir dividendo. Si por el contrario es momento de oportunidades pues será momento de congelar dividendos (no eliminar dicho sea de paso) y comenzar a dedicar más dinero a esas oportunidades con una mezcla de dinero procedente de caja, de beneficios y emisión de deuda en caso necesario.

diviEn todo este tema de los dividendos hay mucha controversia. En mi caso, los dividendos son el bote salvavidas de un barco. Mejor no tener que usarlo, pero que esté siempre listo pasa subir y largarse a toda leche. Prácticamente nadie está o estamos libres de un mal momento económico en la vida, una época de paro, una crisis brutal en nuestro sector profesional o de la familia completa. Además generalmente estas crisis y problemas suelen llegar precedidos de épocas de vacas gordas, no siempre, pero si muchas veces. Bueno pues estos momentos de vacas gordas es el momento de ahorro e inversión en empresas que paguen buenos dividendos, sostenibles y crecientes en el tiempo. En casos de paro, reducciones de sueldo, EREs y demás, nos encontraremos con una bajada en los ingresos que tengamos. Esto nunca es bueno, pero tener “x” euros en dividendos todos los meses siempre es una ayuda. Sea mucho o poco, la cantidad será la que sea, pero siempre es una ayuda. Por eso la importancia de empresas serias, responsables con sus accionistas, que no exageran los dividendos, que miran un poco más allá del año que justo acaba y tienen que presentar los resultados. Por eso es fundamental primero la diversificación y segundo la compra de empresas de enorme seriedad y responsabilidad. Voy a poner un ejemplo imaginario con precios aproximados para ver la diferencia de unos a otros, que en este caso van a abanicar
desde una de las empresas que peor puedo valorar hasta una de las mejores del mundo en este sentido. Voy a considerar un personaje con 100.000€ que decide invertir en bolsa en lugar de gastárselo o invertir en pisos en el año 2010 (cuando las cosas parecían que iban a mejorar y no lo hicieron) para poder estar más tranquilo en caso de tener problemas de trabajo en el futuro y poder tener unos ingresos extra que le ayuden a llegar a fin de mes. Voy a considerar precios aleatorios que no favorezcan al comprador y 1€ equivale a 1,45$ de 2010 y 1,20$ en 2015. Esto me va a ayudar, pero si lo hacemos con cambio 1 a 1 veremos que tampoco pasa nada, los cambios al final de muchos años se neutralizan, sí que es cierto que unas veces nos ayudan y otras nos molestan. Bueno las empresas son las siguientes, de peor a mejor, FCC (23€), Telefónica (16€), Iberdrola (6€), Enagás (13€), IBM (130$). En las ampliaciones supongo coger siempre dinero, para no aumentar el número de acciones. Bueno vamos a ver cómo ha ido la cosa:

  • En el caso de FCC compramos unas 4.300 acciones. Claro los primeros años pagaba un dividendo de 1,5 euros, nos embolsábamos 6.450 euritos. Poco a poco lo tuvo que ir bajando y vaya, llega julio de 2012 y nos encontramos con que la empresa está medio en quiebra, que suspende el dividendo y como no puede ser de otra forma, la cotización se viene abajo. Estuvo mucho tiempo por debajo de 10 euros, es decir menos de la mitad de lo que la pagamos y además sin ver un duro en dividendos. Al final hacen una ampliación de capital, de la que nos lo pinten como nos lo pinten, o pones dinero de tu bolsillo y sales medio tocado, o te diluyes y sales tocado entero.
  • En el caso de Telefónica, una empresa líder en dividendo, pero claro, no de una forma sana como debiera, sino a base de poco cash flow, mucho pay out y mucho cuento de sus directivos. Bueno pues compramos 6.250 acciones, y el primer año cobramos 8,125, el segundo 9.750 y ya nos creemos que esto es la leche, y de repente, y sin más aviso, dividendo en papel y suspensión de un año del dividendo. Tras un año por el desierto sin un duro, nos lo bajan a 0,75, casi la mitad de su máximo, y además uno en cash y otro en papel. Es decir que ahora cobraríamos 2.500 en cash y 2075 en papel, que tras ver el punto anterior pues no estaría mal del todo. El problema es que lo que compramos a 16 ahora no llega a 12, y pocos planes veo para que vuelva a llegar en el medio plazo. De forma que tenemos unos ingresos aceptables, la cuenta de valores en negativo.
  • Bueno, ahora nos vamos a Iberdrola. Con nuestro dinerito, compramos 16.600 acciones que más o menos nos daban 0,30 euros por acción, es decir, 4980, al año. Lo que pasa es que como no acudíamos a las ampliaciones cada vez nos diluíamos más y ya en 2012 comienzan a tener que bajar el dividendo un poquito, que no es demasiado, pero para abajo. Al final estamos cobrando 4.565€que no está nada mal y bueno la acción anda en el entorno de 5,50, con lo que no tenemos demasiado disgusto, tendríamos unas pérdidas virtuales de menos del 10%, que por otro lado no está nada mal.
  • Y nos toca Enagás, a esta le ha ido el negocio bien en estos años y eso también ayuda, cosa que hay que decirlo. Bueno pues hubiésemos comprado unas 7.650 acciones redondeando a la baja. Y ese año hubiésemos cobrado 0,75€, es decir, 5.737€, que está muy bien. Bueno pues esta empresa que aumenta el dividendo todos los años, nos habría pagado este pasado año ya 9.945€, que nada tiene que ver con lo anterior. Pero y queda lo mejor, qué alegría tiene este personaje cuando ve que lo que pagó a 13€ hoy vale más de 24, casi ha duplicado su capital invertido.
  • Y nos queda IBM, a esta no le ha ido tan bien el negocio como a la anterior, pero gracias a políticas de dividendo serias y sostenibles ha conseguido no solo mantenerlo, sino aumentarlo y eliminar un montón de acciones del mercado vía recompras. Hubiéramos conseguido 1.110 acciones. Y ese año hubiéramos cobrado solo 1.913€, pero este pasado ya se hubieran convertido en 3.931 (más del doble dicho sea de paso) y nuestras acciones que compramos a 130$ ya estarían en 160$ que con el cambio favorable supone una revalorización más que aceptable. Y a estos no les ha ido mucho peor que a Iberdrola o Telefónica, lo que pasa es que han usado el dinero de una forma mejor y más responsable; mantenido siempre unos dividendos sostenibles.

Y ahora qué cara se le pone a uno si se queda en el paro en 2012, no llega a fin de mes y tu dinero está en FCC o Telefónica. Pues cara de culo; porque no tienes dividendos que te permitan ir tirando poco a poco y ser la ayuda que hace que llegues un poco mejor a fin de mes. Y si quieres vender porque necesitas dinero, te encuentras con la mitad de tu capital se ha esfumado. Pero qué pasa si lo que tienes es Enagás o IBM, pues lo que sucede es que año tras año, cobras más dinero de dividendos, será mucho o poco, pero siempre que lo vayas a necesitar estará puntualmente en el banco. Y en caso de necesidad mayúscula la acción no ha tenido tanta caída en la cotización. Y ahora cada uno que se responda a sí mismo; en caso de naufragio en qué barco queréis estar vosotros; yo sin duda en el de la responsabilidad, seriedad y las cosas bienhechas. Y por esa razón para mí, el dividendo es, como ya he dicho, el bote salvavidas en un barco.

Inversi__n15Resumiendo un poco, lo que me gustan son empresas con una política de dividendos razonada y pensada con la cabeza, que no ponga en peligro los futuros dividendos, y que no lastre el crecimiento de la empresa cuando es posible. Y me gusta que los dividendos sean crecientes en el tiempo a un ritmo ligeramente superior al de la inflación. Parece mucho pedir, y lo es. Pero si puedo pedir, por qué razón no lo voy a hacer, si las empresas en las que voy a invertir las voy a pagar, que no me las regalan; pues entonces tendré que mirar lo que me interesa a mí y actuar en consecuencia. Otra de las cosas que me gusta es comprar barato, no me gusta nada pagar caro por las empresas. Y como ya lo he hecho y he sufrido las consecuencias, pues ahora trato siempre de comprar barato. Una forma muy rápida y útil para ver esto son las medias móviles. Yo uso la 50 (que son sobre dos meses) la 200 (que es sobre un año) y la 1000 (que es de cuatro años). La media móvil es una línea perezosa y cuanto mayor sea, más perezosa se vuelve. Pues bien a mí me gusta comprar por debajo de la 1000. Esto me indica que algo pasa en la empresa y ha caído fuerte. A buscar las razones, pasar filtros y tratar de comprar. Ya iremos analizando empresas, pero de una lista de aristócratas del dividendo que he ido confeccionando (sobre 100 empresas de todo el mundo) los que hancomprado por debajo de la media 1000, salvo dos empresas que dudo que se recuperen por completo, todos tienen una sonrisa en la boca de las que me gusta. Y las que he comprado yo por debajo de esta línea, pues he de reconocer que me ponen una enorme sonrisa todos los días, y deslumbrante el día que reparten dividendos. Un tema importante es la calidad del negocio y el futuro de este
negocio, así como la capacidad de adaptación que pueda tener la empresa. Este es un tema mucho más particular y muy difícilmente evaluable de una forma general, de forma que ya lo iremos viendo caso por caso. 

Y por último un tema muy delicado es la deuda de las empresas. No me gustan las empresas que están muy endeudadas. Es un tema que puede traer problemas en el momento que menos lo esperas y ese tipo de cosas son las que hacen que una Deudas-8empresa tenga que dejar de pagar dividendos sin mucho margen de maniobra para pensarse si salir o no. De forma que es un punto que examinaré con bastante detenimiento cada vez que analice una empresa. Aquí cada sector es un mundo y no se pueden hacer demasiadas generalidades. Pues esto es todo por hoy, creo que un poco de orden en el análisis vendrá muy bien primero para mí, y también para todo el que quiera aprender y observar. Un saludo a todos y muchas gracias por vuestro tiempo.