IAG-Edreams

IAG_-_EDremas

Hola Compañeros:

Hoy nos toca un tema un poco desagradable, las marranadas. Lo que en estos días se ha producido en la empresa EDreams, es una marranada por parte de IAG. No me gustan este tipo de actitudes por parte de ninguna de las dos empresas, no creo que haya muchos inocentes en este proceso, pero desde luego hay unos que están pagando los platos rotos, y son los accionistas de EDreams, que este viernes vieron un auténtico desplome, después de lo que ya llevan de caída. No me gusta ninguna de las dos empresas, y por supuesto ni pertenecen ni creo que vayan a pertenecer a mi selecto club, pero no por ello me gustan, ni creo que deban de quedar sin más este tipo de actitudes. 

Cuando yo era un pequeño adolescente (unos 14 años, quizás 13) mi madre fue a inscribirme a Salesianos de Barakaldo para cursar BUP. Y como es habitual, pues allá fueron todas las madres del grupo de amigos que decidimos (o nos aconsejaron, o no se qué) ir para este, bajo mi punto de vista, grandísimo colegio por aquel entonces (ahora no sé qué será de ellos). Entre las esperas y los múltiples papeles a rellenar, se acercó un salesiano (desconozco quién fue y creo además que no tiene ninguna relevancia) y charló con las distintas madres y padres que allí estaban. Una madre le dijo lo siguiente, “vaya buenos estudiantes que le traemos a su colegio”, a lo que muy sabiamente aquel salesiano respondió “no lo pongo en duda, pero lo importante es que lleguen a ser unas buenas personas.” Sin duda, esto es algo que la mayoría de la gente estará de acuerdo. Pero también sin ningún lugar a dudas, es algo que no prestamos mucha atención a lo largo de nuestras vidas. Ganar dinero es importante, y mucho más mirando cómo tenemos la sociedad. Pero lo que no nos damos cuenta es que quizás la sociedad esté como está, porque no abundan las buenas personas. Y no me refiero a que la gente sea mala en general, de lo que estoy convencido que es falso en una grandísima medida, sino que no prestamos esa atención necesaria. Dejamos en general crecer los problemas mientras no nos tocan de cerca y cuando nos llegan ya son demasiando grandes para controlarlos, luego llegan los lloros.

Es muy necesario para llevar una vida “sana” y labrada convivir con buenas personas, trabajar (siendo el empresario o el empleado) con buenas personas, rodearnos de buenas personas, relacionarnos con buenas personas e invertir en empresas gestionadas por buenas personas. Sino, antes o después saldrás jodido. Y estas buenaspersonas no son muchas veces los graciosos, los que nos hacen la
pelota o ríen nuestras malas gracias. Las buenas personas son aquellas serias, fieles, hornadas y que cuando hay malas noticias pues se hablan como cuando hay buenas. No siempre todo es fiesta así es la vida y es lo que toca. 

Debemos de ser muy responsables con el voto que hacemos cada vez que tenemos ocasión y no dejarnos llevar por falsas promesas, amiguismos o falso talante. Estas cosas son más serias de lo que parecen. Debemos exigir mucha más honradez y eficacia de lo que hacemos y castigar con el voto o nuestro consumo a quien no lo hace como debe. No debemos de tratar con el que pisotea sin razón al vecino, debemos acorralarle e invitarle a que se integre de una forma respetuosa y democrática. Pues todo esto tan simple, en la calle no se ve ni de lejos. Y como digo, bien es cierto que la mayoría de las personas no son malas, bien es cierto también que solo una pequeña minoría son buenas y responsables con estos sencillos hechos que digo.

Desconozco y además no voy ni a gastar un solo segundo de mi vida en averiguarlo, lo que ha sucedido en las negociaciones entre IAG y EDreams. De lo que no hay duda es que el anuncio que se hizo, a la hora que se hizo y el día que se hizo, desde mi humilde punto de vista, fue una marranada (suponiendo que no se dejara el tiempo justo para que alguien compre a saco todo lo que pueda). Se podría haber hecho unas horas después para forzar las negociaciones y solucionarlo durante el fin de semana, que señores, si no queda más remedio, también se puede trabajar, no creo que se vaya al infierno por trabajar el fin de semana para un buen fin. Pero desde luego, no creo que las concesiones que haya tenido que hacer EDreams, no se pudieran haber hecho un par de días antes. Son tal para cual. Y si no se puede, pues habrá que ser los mejores en todo para poder ofrecer el mejor servicio al mejor precio sin estos señores, que por cierto no son el Apple de la aviación, ojalá lo fueran, pero me temo que están muy lejos de lograrlo. En la última conferencia de Bestinver (2014) el señor Paramés se escaquea de una pregunta muy fina sobre la calidad de los directivos. Pero se escaquea dejando una buena nota entre líenas. Como casi siempre un 10 para este gestor. Ya me gustaría saber bien lo que ha pasado en Bestinver en este último año, quizás tenga que ver mucho con este artículo. Volvamos al grano, no voy a decir que no son empresas para invertir, eso jamás lo diré, pero sí que son empresas a invertir con un gran margen de seguridad, un margen enorme diría yo. 

Para empezar tienen negocios raros y con no demasiadas barreras de entrada. Mucho ojo, mañana la competencia les fulmina y adiós el dinero invertido. Los segundo es muy fácil, no me gustan nada. IAG es la empresa con la que vuelo cuando no queda más remedio, EDreams no lo uso nunca, no me gusta, y como los precios son iguales, pues no lo uso. Y tercero, directivas que andan de esta forma no son buenas compañeras de viaje. Mucho ojo con echar órdagos a quien te vende billetes, no hay ninguna razón para tener un enemigo ahí, pudiendo tener un amigo. Y en el caso contrario, parecido, mucho cuidado con enfrentarte con el proveedor de lo que vendes. Si no tienes alternativas buenas, puedes tener problemas. Sin duda, un suspenso grave para ambos, y un aviso a navegantes, mucho ojo a todos, que si esto se hacen entre ellos, imaginad lo que pueden hacerle a un pequeño accionista, si les dejan, controlarte las acciones sin pagar mucho por ello, sino les dejan, inventar lo que sea, para hacerlo.

En relación con esto, un compañero creo un hilo fantástico en el blog del INVERSOR PRUDENTE. Os invito a que lo leáis con atención porque de este tipo de personalidades os podéis encontrar cualquier cosa.

En resumen, mucho cuidado, formación, formación y después más formación y un poquito de suerte, que esta nunca viene mal. Un saludo, a cazar dividendos y a escaquearnos de este tipo de imprevistos.