Kostolany

Hola Compañeros:

Hoy he decidido que no vamos a hablar de ninguna empresa, hoy vamos a hablar de Andre_Kostolanyun gran inversor – especulador que nos ha dado grandísimas enseñanzas, André Kostolany. Este húngaro trabajó en las bolsas más importantes del mundo y además lo ha hecho de todas las formas posibles, ha trabajado en largo, en corto, con materias, acciones, bonos, vamos todos los productos de inversión que podamos imaginar hubiera por aquellos años. Sufrió la crisis del 29, la segunda guerra mundial y demás crisis hasta la fecha de su muerte en 1999.

Dentro de los maestros que considero y leo en la inversión, este guarda un lugar muy especial, para mí es quien da el punto de magia a la inversión. Maestros hay muchos y muy buenos, algunos de ellos nos han dejado bellas enseñanzas como Graham, Fisher, Buffet…, pero mi querido Kostolany, nos da un punto de magia. Es especial y quita ese frío que muchas veces tiene la inversión. Decisiones rápidas, bien pensadas, siempre leyendo entre líneas.

Seguramente no será el que mejor números haya obtenido, pero desde luego es uno de los que enseñanzas más valiosas ha dejado. Desde mi punto de vista, como ya he dicho, uno de los grandes. Entre las grandes enseñanzas, podríamos hablar de los diez mandamientos y las diez prohibiciones que nos deja este magnífico inversor. El huevo de Kostolany, un trabajo fantástico. Voy a dejar unas frases mágicas extraídas al azar y que pueden resultar llamativas:

  • Quien tiene mucho dinero, puede especular; quien tienen poco dinero no debe especular; quien no tiene dinero tiene que especular.
  • Los profesionales de la bolsa presenta cada noticia del modo que mejor les va.
  • En bolsa, una verdad a medias es una mentira completa.
  • El jugador de bolsa es el táctico; el especulador el estratega.
  • Cuando uno se traslada al terreno del otro, no tendrá éxito en ninguno de los dos. 
  • No es necesario saberlo todo, sino entenderlo todo.
  • El que en la bolsa se conforma con poco, no es digno de ganar mucho.
  • Nada es más fácil que vender valores al público cuando se le puede mostrar hasta qué punto han subido ya.
  • El agente de bolsa ama al jugador, pero nunca le concedería la mano de su hija.
  • Quien no tiene las acciones cuando la cotización retrocede, tampoco las tendrá cuando suba. 
  • No hay ningún buen ministro de Finanzas; sólo los hay malos y peores.
  • El optimismo en la bolsa puede transformarse en el mayor de los pesimismos en veinticuatro horas.
  • En ninguna otra parte del mundo, más que en la bolsa, se encontrarán tantas personas por metro cuadrado que viven por encima de sus posibilidades intelectuales. 
  • Dos más dos no siempre son cuatro, sino cinco menos uno.
  • El especulador, como el cocodrilo, debe dormir con los ojos abiertos.
  • Si hay que comer carne de cerdo, que al menos sea de la mejor calidad.

Como podéis comprobar hay muchas citas muy interesantes. Este es un hombre del que aprender mucho y que muchas de las cosas las debemos gravar en el cerebro. Una de las cosas que siempre encuentro entre los más grandes, es lo enormemente barato que venden su sabiduría. Hoy tenemos acceso a varios libros en castellano a un precio asequible. El gran problema es que muchas veces estos libros mágicos se esconden entre toneladas de libros de todos los tipos. Mucho cuidad compañeros cuando decidís gastar unos dinerillos en comprar formación, siempre como hacemos con las acciones, hay que comprar lo mejor de lo mejor y a buen precio.

En este sentido, entiendo que los precios son bastante módicos a mi forma de ver. Teniendo en cuenta lo que cuesta el cine, un partido de fútbol o una copa un sábado por la noche, me parece que la compra de cualquiera de estas obras maestras que duran toda la vida, es más que barato. 

Bueno compañeros, mucho cuidado con vuestras inversiones y sobre todo, formación y más formación. Esto es fundamental y es lo que va a clavar nuestros cimientos en el suelo. Nos podrán quitar muchas cosas, pero nuestra formación y nuestras ideas no. Mucha suerte a todos. Mientras tanto esperamos tranquilos los cobros de los próximos dividendos.